Connect with us

Deportes

Aficionado insultó al portero y lo denunció por agresión

Published

on

Por: La Redacción.

Ciudad de México., a 2 de abril del 2024.- El portero del Rayo Majadahonda, Cheikh Sarr, recordó los insultos racistas que «no podía aguantar» y que recibió por parte de la grada durante el partido ante el Sestao River de este fin de semana, al mismo tiempo que detalló que presentó una denuncia ante la Guardia Civil, pero en ese momento le dijeron que ya había ido un aficionado a denunciarlo por agresión.

«El presidente me dice que vayamos a la comisaría y cuento esta versión. El que nos atendió se portó muy bien con nosotros. Le dejamos un video de las redes, pero no está el sonido», indicó, aunque sorprendentemente, el individuo que le había insultado fue a denunciarle antes a él por agresión. «Fue antes que yo. Cuando fui a declarar ya me dijeron que había ido un chico a denunciarme», dijo en ‘El Partidazo de COPE’.

«La justicia está para defender y va a hacer las cosas bien. Vuelvo a pedir disculpas con todo el respeto del mundo. No lo hice para hacer daño a nadie, solo para manifestarme, para sacarme lo que estaba en mi corazón y es lo que sentí, sin agresividad”, expuso.

Advertisement

Sin embargo, tiene claro que, si el aficionado le pide perdón, le perdonaría. «Todas las cosas en la vida se pueden perdonar, hay que tener cojones para pedir perdón. La verdad: le perdonaría. Desde el fondo de mi corazón, le perdonaría», explicó el portero Cheikh Sarr.

Sobre los hechos, explicó que el calentamiento fue «tranquilo» y que todo se desató en la segunda mitad. «Empieza cuando empieza la segunda parte, en el minuto 50-60 empiezan a decir cosas raras y gritos de mono. Lo escuché, pero no le hice caso. Eran varios. A mis compañeros también les insultan. Me decían cosas raras, pero aguanté. Ni miro para atrás ni le hago caso. Cuando nos meten el segundo gol era el momento que rompía mi ayuno, fui al palo a coger mi agua y un hombre con capucha y gafas, con la bufanda en la cara, me dijo de ‘p*t* negro’, ‘corre, negro de mierda’, y no pude aguantar», manifestó.

«Me lo decía muy cerca, a un metro, vino a donde yo estaba. Yo le quería agarrar para decirle por qué me insultaba; si él no tenía hijos. El capitán vino para sacarme de ahí y todos mis compañeros vinieron a defenderme», continuó. «El árbitro no vio nada porque estaba en el centro del campo. Ni me preguntó, me sacó la tarjeta roja y yo no lo podía entender. Si te hacen algo racista, tendría que defender al jugador», añadió.

Fue entonces cuando el capitán del Rayo Majadahonda, Jorge Casado, decidió retirar al equipo del campo. «No lo habló conmigo, fue decisión del capitán y se lo agradezco mucho. En ese momento yo no podía ni hablar, no lo entendía. Yo no hubiera querido seguir jugando si no me hubieran expulsado. No hice un gesto agresivo, fui a hablar con él», explicó.

El portero Cheikh Sarr se expone, de entre cuatro y ocho partidos, por encararse con el aficionado.

Advertisement

«La sanción sería injusta, estoy jodido, que sancionen a la víctima no lo veo normal», valoró. «Me sacó tarjeta roja sin preguntar cómo fueron las cosas, por eso fui después al vestidor a preguntarle con todo el respeto, para saber por qué la tarjeta roja», relató.

«El árbitro tendría que haber preguntado a la víctima antes de expulsarme. No fui para algo malo. Después del partido, una hora después, me preguntó sobre lo ocurrido. Ahí me apoyó, y también se lo agradezco», afirmó.

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo mas visto